Informe MCE – Tercer Trimestre de 2015

PortaditaLas Muertes por Causa Externa (o en algunos casos Muertes Violentas), corresponden al total de muertes producidas por todas aquellas causas diferentes a las enfermedades y otras con característica de muerte natural. Este total en la ciudad se determina principalmente por la sumatoria del número de casos de homicidios, muertes en accidentes de tránsito, muertes no intencionales y suicidios. Por tanto, la “tasa de muertes violentas” es el número que resulta de la sumatoria de todos estos casos dividido entre el total de la población multiplicado a una proporción que generalmente es por cada 100 mil habitantes, y que además es diferente a la tasa de homicidios, que solo tiene en consideración precisamente solo los casos puntualmente de homicidios. 

Descargar informe completo Aquí!

Para este tercer trimestre del año, la tasa de muertes violentas se ubica en 10.9 por cada 100 mil habitantes lo que data de un total de 120 Muertes, de las cuales 73 corresponden a homicidios.

No obstante, la tasa de homicidios de la ciudad se ubicó en 2014 en 27,9 por cada 100 mil habitantes que sin duda la determina como una ciudad violenta e insegura para la vida  La tasa de violencia de 47.4 por cada cien mil habitantes confirma de manera más dramática la inseguridad para la vida en nuestra ciudad por los componentes que constituyen esta medición, tal como los establecimos antes, en tanto en ella se involucra la inseguridad laboral contenida en el componente de Muertes no intencionales, por ejemplo o, de la misma forma, la inseguridad en las playas si fuera muy alto el número de muertes por sumersión. También nos traduciría la inseguridad en la movilidad urbana y rural ateniéndonos al número de víctimas fatales en estos. Pero igualmente podría darnos una señal para comprender el respeto por la vida en las interacciones sociales de la ciudad que esta expresada en la tasa de homicidios como componente de cálculo para la tasa de violencia de la ciudad.

De los datos acopiados podemos destacar un aspecto reincidente en informes anteriores como lo es el cada vez más preocupante clima de intolerancia que se traduce en un numero crecientes de homicidios como resultado de riñas personales y riñas de pandillas, a pesar de que el número de pandillas según reportes oficiales recientes han sido disminuidas.

Si bien es destacable que el número total de homicidios registra una disminución en estos meses transcurridos de 2015 comparada con la del año anterior, en este tercer trimestre comparado con su igual de 2014 muestra incremento al pasar de 67 a 73, es decir 6  casos más, es una alerta temprana teniendo en consideración que el último trimestre del año la afluencia de visitantes y turistas aumenta considerablemente por las características ya conocidas de la ciudad de ser patrimonial, histórica y turística, lo cual podría generar un efecto aglomerador que si no se controla adecuadamente podría decantar en un aumento de la tasa de muertes violentas para este tramo final del año. Esto significará adoptar planes de seguridad ciudadana que prevengan lo que podría inferirse del comportamiento de los últimos trimestres en años anteriores.